Carpas Grander Y Como Usted Puede Capturarlas   ¡Actualizado!


 

La mayoría de los pescadores consideran que capturar el pez grande de un lugar es algo que casi nunca pasa. Algunos piensan que es cuestión de suerte, otros consideran que aquellos que regularmente capturan el pez grande es por que tienen más habilidad o conocimientos que un pescador normal.

Ellos están equivocados.

Yo he capturado algunos peces grandes, aunque no considero tener más habilidades ni ser más inteligente de lo normal. Hay miles de pescadores ahí fuera que podrían hacerlo mucho mejor que yo si creyeran que existe la posibilidad de capturar peces grandes. Estoy seguro que le gustaría coger algún pez grande y no hay ninguna razón por la que no pueda. Si usted y yo pudiéramos pescar juntos una docena de veces sería fácil. Algunas personas que he convencido no lo creían ni ellos mismos y le hubiera gustado saber esas cosas mucho antes.

Foto de “Clarissa” sostenida por el legendario Richard Walter. Capturada el 12 de septiembre de 1952 en el lago Redmire y pesó 44libras. Esta foto es una de las muchas que aparecen en el libro “Still Water Angling” escrito por Richard Walter y publicado por Macgibbon & Kee en 1953.

Yo les puedo asegurar que hay muchos carpas más grandes peces de los que la mayoría de la gente piensa.

Es verdad que algunos de ellos están en aguas privadas y es verdad que hay aguas en las que no hay ninguno pero en la mayoría de las aguas hay peces grandes y en realidad hay muy pocos pescadores que no tienen ninguna posibilidad de capturar alguno de ellos. El hecho de que en algunas aguas no se capturen grandes peces no significa que no los haya. Algunas veces se capturan grandes peces por casualidad o suerte pero en la mayoría de los casos son capturados por personas que fuero allí con tal propósito.

Yo sé que de vez en cuando alguien que ha estado pescando viene con  la captura de un gran pez pero son muy pocos los pescadores que cogen un ejemplar así sin ir buscando ese fin. En la revista “Carp Angling” comentan que el promedio de grandes peces capturados al año es de 2000 ejemplares. Nos dicen que hay 4.000.000 de pescadores en Inglaterra por lo que haciendo un pequeño cálculo comprobamos que cada varios miles de pescadores toca una gran captura. Quizás por eso se llama a menudo a tales peces “El pez de una vida”. No haga caso de este resultado, usted puede capturar varios peces grandes en una sesión haciendo las cosas de forma correcta. La manera correcta es ser metódico, hacerlo todo en su orden correcto de importancia y obviamente lo más importantes es localizar el pez.

Nosotros asumiremos que en la actualidad va a pescar a unas aguas donde seguro hay algunos grandes ejemplares y usted quiere capturar uno de ellos. Teniendo en cuenta que el pescador normal no captura “al gran pez”, nosotros podremos aprender de él viendo lo que hace y decidiendo entonces cómo nuestros métodos deben diferir de los suyos. Lo que él hace es elegir el puesto basándose en 3 cosas:

  1. Un lugar cómodo para sentarse.
  2. Un lugar donde no haya obstáculos en el agua.
  3. Un lugar con el viento pegando por su espalda.

 

Habiendo encontrado tal puesto se pone a pescar enseguida.

Sus oportunidades de coger un gran pez son bajas y si lo piensa verá porqué. Los peces grandes no son raros pero ellos no son tantos como para encontrarlos en cualquier sitio donde usted quiera sentarse.

Lago Redmire, cuna del carpfishing

Antes de empezar a pescar debe localizar su pez y eso lleva su tiempo. Algunas especies son más fáciles de localizar que otras, pero incluso con las más fáciles resulta complicada la localización especialmente en Lago Redmire. A veces sólo puede suponer donde están, pero hay una gran diferencia entre una suposición basada en los conocimientos adquiridos y una “ciega”. Usted tiene que tener en cuenta la manera en que los peces se alimentan, en lo que comen, los efectos del tiempo en el agua, la profundidad, donde se alimentan, donde van después, donde están a cualquier hora del día o de la noche y cuando es más probable que se alimenten. Hasta que usted no tenga claras todas estas cosas no debe pensar en montar sus aparejos.

 

En cualquier lago o río hay muchos lugares por donde no pasa ningún gran pez.

Si usted pesca al azar o simplemente porque le parece un buen puesto, puede pescar sesión tras sesión y nunca mostrar su cebo a un gran pez aunque pueda haber docenas en el agua. A menudo puede equivocarse en la elección del puesto aún teniendo en cuenta esta serie de cosas pero también acertará en ocasiones. Debe comprender que no puede capturarlos a menos que pesque donde están ellos.

 

El segundo punto esencial es evitar asustar al pez.

No vale para nada saber donde están si después los asustamos. Permitámonos de nuevo observar al pescador normal, si le pregunta si los peces pueden ver un pescador en el puesto o sentir sus vibraciones, él le dirá que si pueden y está en lo cierto. Si nos ubicamos cerca del lugar donde tenemos echados nuestros cebos debemos usar ropa que no destaque mucho del entorno así como bolsos, fundas, trípodes… Tampoco debemos presentarnos erguidos en la orilla. En definitiva debemos pasar lo más desapercibidos posible, cómo si no estuviéramos allí. 

 

El tercer punto esencial es referente a utilizar los aparejos de pesca adecuados.

Nuestro pescador normal usa lo que ve a otros pescadores o lo que le aconsejan en la tienda de pesca y puesto que él está copiando a gente fracasada, tendrá pocas posibilidades de ser mejor. Usted debe elegir su aparejo de pesca basándose en dos argumentos: capacidad de poner el cebo donde los peces puedan encontrarlo y también clavar los peces si éstos toman el cebo.

Llegamos a un punto importante, con cada punto esencial debes estar satisfecho sin anular a los otros.

Hemos visto que el segundo punto esencial es no asustar a los peces y el tercero la elección de los aparejos, que se debe gobernar por esta regla también. No sirve de nada localizar correctamente los peces, arrastrarse cautelosamente y después lanzar una onza de plomo sobre su cabeza o pescar con una línea muy gruesa. Igualmente es inútil pescar con aparejos tan finos y débiles que si se produjera la picada de un gran pez estarían expuestos a la rotura. Debe utilizar a su juicio cual es el aparejo justo y siempre intentar mejorar la eficiencia de los aparejos. Si se da cuenta de algún fallo en los aparejos pare de pescar y soluciónelo.

Hay una proporción muy alta de peces que se clavan y se pierden, pero porque?

Algunos porque la elección de los aparejos fue incorrecta, otros el pescador no pudo impedir la rotura. Detectará a veces que sus aparejos le fallan, no obstante sea cuidadoso e intente al máximo que sus aparejos sean lo más perfectos posible, le compensará y se sentirá satisfecho consigo mismo. Le contarán inevitablemente la historia del niño que capturó grandes peces con un palo de cercar o del pequeño muchacho que cogió una gran trucha con un bastón del jardín. Podemos decir que su éxito se basó principalmente en la suerte y no debido al uso de los aparejos correctos. Se consideran aparejos no sólo la caña, carrete, línea y anzuelo sino todos los diversos artículos que usamos incluyendo la sacadera.

El cuarto punto esencial es elegir la hora correcta para pescar.

Los peces no están comiendo siempre y cuanto más grandes son, menos a menudo se alimentan. Sin embargo no están así de grandes absteniéndose de alimento. No debe temer levantarse muy temprano o pasar varias noches continuas en el puesto de pesca si fuera necesario. Usted echará muchas horas de pesca en los momentos incorrectos, pero acertará mucho más a menudo si intenta pronosticar cuando es más probable satisfacer a los peces.

El quinto punto esencial es usar el cebo correcto.

Nuestro pescador normal se inclina más por esta opción y tiene mucha fe en cebos especiales. Alguna gente cree que hay ingredientes secretos que se ponen en lo cebos para hacerlos irresistibles. Esto no es verdad. La mayoría de los grandes peces se cogen con cebos simples y ordinarios. Si tiene en cuenta el cuarto punto esencial se sorprenderá al ver la relativa poca importancia que tiene el tipo de cebo. Esto no significa que los cebos no tengan ninguna importancia, significa que usted no debe culpar a su cebo hasta no estar seguro de haber llevado a cabo correctamente del cuarto punto esencial. Si ha localizado a los peces y puso su cebo donde ellos lo encontraran en el momento en que ellos se están alimentando, usando los aparejos correctos, evitando asustarlos y después de una hora o dos no ha tenido una picada entonces es el momento de comenzar a preguntarse si seria recomendable un cambio de cebo pero aconsejable esperar tres o cuatro horas antes de realizar el cambio.

En la elección del cebo le aconsejaría usar primero un cebo que a menudo le haya dado buenos resultados.

Si ve que la elección no ha sido acertada cambie de cebo. Por ejemplo, si tienta a la carpa con boilies y no dan resultado, a lo mejor considera cambiar al maíz. Si el agua está muy castigada por pescadores normales la carpa ha tenido muchas oportunidades de ver que el maíz es un buen alimento. O sin embargo, si pesca aguas donde hay muchos peces pequeños (alburnos, bogas, escardinos…) y no contaba con que estos pececillos atacaran nuestros pequeños cebos como maíz, gusanos… Esto es lo que yo entiendo por una buena razón para buscar y usar un cebo alternativo.

Una de las dificultades de capturar un gran pez es que por norma general hay muchos más peces pequeños que grandes. Un gran pez no puede tomar el cebo si uno pequeño lo ha tomado antes o si un banco de peces pequeños ha comido nuestro cebo poco a poco dejando el hair sin nada. Como amplia generalización el dicho de “un cebo grande para un pez grande” es bueno porque un cebo grande tiene menos posibilidades de ser tomado por peces pequeños. El pescador normal utiliza generalmente cebos excesivamente pequeños, él estaría asombrado del tamaño del cebo que utilizo normalmente. Se inclina más por cebos demasiado pequeños que demasiado grandes.

 

Estos son los cinco puntos esenciales, sé que no cubren el problema totalmente, no obstante, si pesca de esta manera tendrá éxito de vez en cuando.

 

Un día en blanco se considera completamente perdido sólo cuando no se ha aprendido nada. 

Si usted piensa que la pesca se basa en la suerte aprenderá poco y sacará pocos peces. Habrá comprobado que no le he aconsejado ningún método de pesca, si busca satisfacer los puntos esenciales verá que los métodos se eligen solos. Con el paso de los años los pescadores han hecho frente a problemas y han procurado desarrollar procedimientos precisos. Millones de palabras se han escrito sobre cómo éstos deben ser realizados.

Además del acercamiento material a pescar, está la cuestión de la perspectiva de pescador, que quizás sea lo más importante.

La confianza en si mismo es un punto determinante, si usted tiene confianza en si mismo tendrá éxito pero también muchas decepciones. Esto no es fácil de entender cuando aún no ha cogido ningún gran pez. Como aprender a montar en bicicleta o a nadar, es un comienzo difícil pero una vez que se aprende no es tan complicado. Cuanto más grande sea el pez que capture más fácil será capturar el siguiente, pero comience haciendo frente al hecho de que este tipo de pesca lleva su tiempo y el comienzo no será fácil. No puede usar los métodos que usa con éxito para capturar pequeños peces para capturar grandes peces. Debe pescar a menudo de una manera diseñada especialmente para evitar coger pequeños peces ya que como he comentado hay muchos más peces pequeños que grandes y usted debe estar preparado para cambiar cantidad por calidad. Estoy seguro que a usted no le importará pescar seis días sin tener una picada si estuviera seguro de que al séptimo cogería al monstruo. Además de la confianza hay otro elemento en el acercamiento a la captura de grandes peces que no se posee al comenzar e puede cultivar, se trata de una mezcla de entusiasmo, determinación y persistencia.

carpdiem magazine carpfishing Canal

 

Debe ser metódico e iniciar una pelea entre usted y la captura del gran pez que sólo puede terminar con su éxito.

Este tipo de acercamiento le ayudará a entender mejor los pensamientos limitados de los peces. Hoy en día se habla mucho de los reflejos condicionados en los peces, esto quiere decir que ellos han aprendido de una experiencia que han tenido. Las especies de peces se diferencian en su capacidad de aprender, pero todas pueden aprender en un cierto grado y los más viejos son los que probablemente más han aprendido. Usted puede determinar cuanto sabe, puede predecir lo que hará y evitará así su conocimiento. Los pescadores tienen opiniones completamente extremistas: unos creen que pueden pensar como un ser humano y otros creen que no difieren mucho de un gusano. No sobre estimará su inteligencia si piensa que es casi igual que las de las aves domésticas.

 

Los peces se comportan de diferente manera dependiendo si las aguas están o no muy pescadas.

En aguas poco pescadas los peces incluyendo los más inteligentes sospechan poco de los aparejos pero se alarman muy fácilmente de ver a un pescador o la sensación de vibración al pisar fuertemente. Así pues, en un lago privado las carpas son difíciles de coger ya que las aguas tienen mucha presión pesquera, los peces son capturados y soltados una y otra vez. Los peces más inteligentes llegan indudablemente a sospechar mucho de los aparejos. Desafortunadamente, su familiaridad con los engodos y los cebos de anzuelo, los cuales forman parte de su fuente de alimento, hace su captura aún más difícil.

 

Los peces pasto, por otra parte parecen incapaces de discriminar estos alimentos de la misma forma.

En aguas muy pescadas, los peces sospechan de los cebos ofrecidos, mientras que su instinto de huir cuando detectan la presencia de seres humanos se supera muy lentamente. Todos los peces están inclinados observando los gestos de sus compañeros y esto es especialmente verdad en los peces pasto, ya que de esta manera la oportunidad de ver a sus compañeros es más grande. Usted habrá oído el dicho de cuanto menos está pescada el agua más fácil es capturar los peces que contiene, esto sólo es verdad para peces como cachos, bremas, percas pequeñas… La mayoría de las demás especies suelen ser más fáciles de coger en aguas muy presionadas con la pesca. Cuanto más aprenda sobre los peces que quiere capturar más probabilidades tendrá de conseguirlo.

Cuando realizamos el cebado de las aguas hay que tener en cuenta el número de las partículas del alimento que echamos y también el tamaño de las partículas.

Cuanto mayor es el número de partículas, y más pequeño su tamaño, mayor es la preocupación tomada por los peces. Además, los peces grandes parecen demostrar mayor preocupación que peces pequeños. Aunque sea contradictorio a lo anteriormente dicho la opción del engodo y el cebo grande en el anzuelo funciona.

carpdiem magazine carpfishing maiz

Obviamente con mayores conocimientos de pesca obtendrá mejores resultados.

Yo no pienso que usted puede leer demasiado sobre la pesca, pero encontrará a menudo opiniones opuestas, aunque los libros todos están convenidos de una cosa, usted debe confiar en su propia experiencia pero es absolutamente incorrecto. Usted encontrará muchas soluciones a sus problemas en ellos, tomará pequeños fragmentos útiles que combinados con su experiencia aumentarán la eficacia de su pesca. Le aconsejo aceptar con recelo los artículos escritos por señores que usan muy a menudo las palabras “siempre” y “nunca”. El señor Grey tenía razón cuando dijo que ésas eran las dos palabras menos apropiadas para hablar o escribir sobre cualquier materia de pesca con caña. La habilidad manual es un aspecto a tener en cuenta pero tampoco hay que darla mayor importancia, hay muchos pescadores muy hábiles que cogen muy pocos peces grandes. Con tal que usted no sea torpe es suficiente, usted no debe sentirse intimidado por otros pescadores. La práctica mejorará su habilidad, de modo que déle la importancia merecida a cada cosa.

 

No debe sacar conclusiones rápidamente.

Alguna gente piensa que éste es el mejor cebo, o los mejores aparejos, o el mejor tiempo, basándose en los parámetros que rodearon las grandes capturas pasadas. Usted puede comenzar a pensar que un cebo es bueno cuando ha capturado peces grandes en diversas aguas, y de la misma forma debe pensar cuando saque conclusiones de cualquier aspecto.

La pesca podría definirse como una serie de problemas.

Cuanto mayor es su experiencia más problemas sin resolver tendrá, y nunca los solucionará todos. El mejor consejo que puedo ofrecerle aquí es que antes de que usted intente solucionar un problema asegúrese de cuál es el problema exactamente. Cuando realiza su acción de pesca de la mejor manera posible, usted debe esperar. El esperar es, de hecho, un trabajo duro. Capturar un gran pez implica mucho trabajo duro, del que esperar es solamente una parte. Quizás la base de todo esto es la enorme satisfacción que usted siente cuando tiene éxito.

Artículo original “Big carp and how you can catch them” escrito por el legendario Richard Walker